Coronel Rolando Trinidad comisionado auxiliar Inveztigaciones Criminales

Coronel Rolando Trinidad, comisionado auxiliar de Investigaciones Criminales. 

MOROVIS – La niña Amahai Viruet de Jesús, de tres años, murió en la mañana de ayer tras supuestamente haberse disparado en la frente con una pistola ilegal que presuntamente fue llevada a su casa por su padrastro Carlos Manuel Meléndez Otero.

Meléndez Otero, de 35 años, fue arrestado tarde anoche después que en la casa enclavada en el barrio Buena Vista se encontrara un cargador con balas, así como bolsitas de las usadas para envasar narcóticos. Tras el arresto, guardó silencio al ser interrogado por los agentes del Cuerpo de Investigaciones Criminales (CIC) de Arecibo. El criminalista César Cerezo llamó a los agentes para informar que lo representaría.

Meléndez Otero y su pareja y madre de la niña, Lillybeth de Jesús Vega, llevaron a Amahai al Centro de Diagnóstico y Tratamiento (CDT) a media mañana de ayer, donde murió mientras era atendida. El padrastro se marchó del CDT, lo que es parte importante de la pesquisa para conocer qué hizo al regresar a la casa.

Un equipo del Negociado de Ciencias Forenses (NCF) permaneció hasta la madrugada de hoy en la casa y regresó hoy para continuar levantando evidencia y determinar la trayectoria, ante la sospecha de que no hubo ninguna bala perdida. El disparo de la niña aparenta ser de contacto.

La fiscal Ilia Reichard, quien permaneció hasta horas de la madrugada en la escena, levantaba el expediente para acusar al padrastro por infracciones a la Ley de Armas, según fuentes del Departamento de Justicia.

De otra parte, el coronel Rolando Trinidad, comisionado auxiliar en Investigaciones Criminales, dijo en la mañana de hoy que todavía están trabajando la escena para determinar la trayectoria, y si es compatible con una perforación en la ventana. La niña estaba en un cuarto con su hermana de cuatro años al recibir el disparo.

Confirmó el hallazgo del cargador con municiones y adelantó que se le radicarían cargos hoy por violar la Ley de Armas. También sostuvo que aguardan por los resultados de la autopsia, que se espera se practique hoy. El cadáver de la niña fue trasladado al NCF en la madrugada del martes.

“Necesitamos de manera responsable el análisis de la trayectoria el examen del cuerpo”, declaró. No contestó sobre la posibilidad que la niña o alguien hubiera disparado.

El Departamento de la Familia tomó la custodia de la niña de cuatro años y de otra hermana de 14.

La madre y el padrastro están desempleados y viven en una casa dentro de un pequeño reparto donde los vecinos no vieron sospechosos ni vehículos en la mañana de ayer.

La madre será entrevistada nuevamente hoy y al parecer estará privada de comunicarse con sus otras dos hijas, según las fuentes de Justicia.