Andrea Ruiz Costas

Andrea Ruiz Costas

El juez del Tribunal de Primera Instancia de Caguas, José D’Anglada Rafucci, declaró no ha lugar la petición de la defensa del imputado asesinato de Andrea Ruiz Costas, Miguel Angel Ocasio Santiago, de relevarlos de la representación legal del imputado.

El magistrado concluyó que no existen fundamentos suficientes de divulgación indebida que requieran el relevo de la representación de los abogados de alguna otra oficina regional de la Sociedad para la Asistencia Legal de Puerto Rico (SAL).

De esta forma, los abogados Rubén Parrilla y Luis Pérez de la SAL, permanecerán representando a Ocasio Santiago.

Parrilla y Pérez, habían solicitado al tribunal que fueran relevados del caso por alegado conflicto de interés.

Ello, luego de que trascendiera que un empleado de (SAL), de otra oficina regional, tuvo comunicaciones por un periodo largo de tiempo con una de las testigos del caso. 

“Concluimos que no surge evidencia suficiente para demostrar la existencia de conflicto insalvable entre la defensa y la asistencia provista al testigo, que no es víctima del presente caso, por parte de una compañera abogada de otra oficina regional distinta a la oficina regional de Caguas, la cual tiene a su cargo la representación del imputado. No han puesto en posición a este tribunal para emitir determinación a favor de la solicitud de relevo”, reza la resolución.

Afirma que el hecho de que el testigo de cargo, que no es perjudicado ni víctima en el caso penal contra el imputado, hubiese sido previamente orientado por abogados de SAL en otra oficina regional, sobre hechos relacionados, no implica conflicto que inhabilite o impida a abogados de SAL tener una lealtad completa y una adecuada representación legal. 

Expone que tampoco impide cumplir con el derecho del imputado a contrainterrogar al testigo.

Mantiene que la estrecha colaboración que se ofrece dentro de cada oficina regional no necesariamente existe entre las distintas oficinas regionales. 

Indica que para dicha determinación el tribunal debería evaluar la manera en que trabajan las distintas oficinas regionales y la necesidad de evitar el riesgo de una divulgación deliberada o accidental de las confidencias o secretos del cliente.

Señala que el establecimiento de una oficina por cada región judicial, tiene el propósito de permitir correspondencia de la representación legal a la jurisdicción y competencia del tribunal para facilitar la solución justa, rápida y económica de los casos. 

“Dicha organización resultaría contraria a la postura de una empresa común entre las oficinas regionales. Sin embargo, no contamos con los elementos suficientes para evaluar la relación entre oficinas regionales que puedan dar paso a una descalificación imputada”, destaca.

El próximo viernes se celebrará la vista preliminar contra Ocasio Santiago de 40 años. A este se le imputan cargos por asesinato, destrucción de pruebas y portación y uso de arma blanca.

Ruiz Costas mantuvo una relación con Ocasio Santiago por ocho meses. Durante ese periodo la víctima se querelló por violencia doméstica en dos ocasiones. En ambas, el tribunal no encontró causa para arresto.