pua

 

Un hombre fue intervenido ayer en Hatillo y una mujer el viernes en Vega Alta, cuando presuntamente intentaron cambiar cheques obtenidos fraudulentamente del Programa de Asistencia de Desempleo Pandémico (PUA, por sus siglas en inglés) por $12,180 y $11,854, respectivamente.

Desde el 10 de octubre, los agentes de la División de Robos a Bancos no realizaban intervenciones de casos de fraude al PUA. Con las intervenciones del viernes y el sábado, suman 74 las personas intervenidas desde mediados de julio y $481,778 el dinero recuperado.

Los agentes acudieron ayer a la sucursal del Banco Popular en la avenida Comerío, en Hatillo, donde presuntamente Joselito Salgado Portalatín, de 45 años, intentó cambiar un cheque del PUA por $12,180. Supuestamente, obtuvo el cheque usando un número de seguro social que no le pertenece.

Entrada la tarde del viernes, los agentes intervinieron con Solimar Gil de Rubio, de 36 años, quien supuestamente intentó cambiar un cheque del PUA de $11,854 en la sucursal del Banco Popular del centro comercial Caribe Mall en Vega Alta. Presuntamente, el cheque fue obtenido mediante un número de seguro social que no le pertenece a la mujer.

Ambos casos serán citados para una fecha próxima ante un juez.

Esta semana, se anticipa la radicación de alrededor de cinco casos de intervenciones ocurridas entre julio y septiembre.