Soniel Torres

Soniel Torres (derecha) enfrentaba cargos de perjurio, malversación, fraude e intervención indebida.

Soniel Torres Suárez, exdirectora de la oficina del exrepresentante Ramón Rodríguez Ruiz, acusada por corrupción, se declaró culpable ayer, luego de llegar a un acuerdo con la Oficina del Panel del Fiscal Especial Independiente (Opfei).

La exfuncionaria hizo alegación de culpabilidad por los 10 cargos que pesaban en su contra en relación a un esquema en el que se crearon entidades sin fines de lucro —fantasmas—, a fin de obtener fondos de la legislatura.

Torres Suárez enfrentaba cargos por perjurio tras declarar bajo juramento que el exlegislador no la agredió, malversación de fondos públicos al contratar a un empleado que no realizó las funciones, falsedad ideológica y fraude o engaño sobre testigos.

Esta hizo alegación de culpabilidad para una sentencia recomendada de siete años, sujeta a lo que revele el informe presentencia que será sometido a la jueza Gisela Alfonso del Tribunal de Primera Instancia de San Juan. La vista de sentencia fue señalada para el 25 de marzo.

La Opfei alegaba que a solicitud de Rodríguez Ruiz se crearon las organizaciones sin fines de lucro Lazos Dorados de Amor y Futuros Deportistas para recibir donativos legislativos.

Torres Suárez restituyó $5,625 a la Cámara de Representantes mediante un cheque de gerente.

La exfuncionaria fue representada por los abogados Mario Moczó y Lester Arroyo.

La Opfei acusó al exrepresentante Rodríguez Ruiz por fraude e intervención indebida en las operaciones gubernamentales. El juicio será presidido por el juez Juan Frau Escudero.