Dorcas Greymar Irizarry

Dorcas Greymar Irizarry.

PONCE – Los agentes de la División de Homicidios del Cuerpo de Investigaciones Criminales (CIC) de Ponce procuran dar con un individuo persona de interés en el asesinato de la bailarina Dorcas Greymar Irizarry Pagán, ocurrido en la noche del pasado viernes en la marquesina de una cabaña en el motel Nuevo Méjico, en la PR-501, en el barrio Magueyes.

Las autoridades se mantienen herméticas en cuanto a los avances de la investigación y la identidad del individuo, aunque en las redes sociales se menciona el nombre de un sujeto.

Dorcas Greymar tenía 38 años y laboraba en el Dancers Club, en la PR-132, a corta distancia del motel Nuevo Méjico. El viernes ella estaba supuesta a abrir el negocio en el que trabajaba y no llegó.

Los empleados del motel hallaron el cadáver. El individuo que la acompañó a la cabaña se marchó del lugar en una guagua Mitsubishi Outlander modelo de 2022, propiedad de ella, la que abandonó a corta distancia en la urbanización Las Delicias.

La mujer, madre de tres hijos, dos de ellos soldados, se había alejado del ambiente como bailarina exótica y comenzó a congregarse hace unos años en una iglesia evangélica en Florida. Regresó a la Isla y volvió a trabajar a Dancers.

El capitán Daniel Justiniano, director del CIC en Ponce, dijo que trabajaron hasta tarde en la noche de ayer y continuaron la pesquisa en la mañana de hoy, sin señalar nada sobre los hallazgos y avances.

Sin embargo, otras fuentes señalan que el sospechoso fue identificado, pero se esfumó.

Recibe más información sobre esta y otras noticias. Pulsa aquí si eres usuario de Android o de iPhone.