Doble asesinato en Caimito

Un tercer asesinato se registró esta mañana en el sector Vega en la PR-827 en el barrio Ortiz, en Toa Alta.

Según la Policía, el cadáver de un hombre baleado y con las manos y pies atadas fue hallado a las 9:34 de la mañana, cerca de la fábrica de bloques.

La víctima vestía camisera negra, pantalones cortos color gris, tenis negros y un paño negro que le cubre la nariz y boca.

El occiso fue descrito como un hombre de aproximadamente 30 años de tez blanca y una estatura estimada de entre cinco pies y siete pulgadas a cinco pies y nueve pulgadas. Se indicó que tenía múltiples tatuajes.

Agentes del Cuerpo de Investigaciones Criminales (CIC) de Bayamón se harán cargo de la investigación.

De otro lado, a las 7:45 de la mañana de hoy, fueron asesinados dos hombres en la PR-1 en las inmediaciones del parque de pelota del sector Tortugo, en Caimito.

Según la Policía, las víctimas viajaban en un Mitsubishi Mirage color blanco modelo de 2013, que era conducido por Rey Carmelo José Llopis Quiñones, de 30 años y vecino del sector Canejas, quien tenía una pistola en una mano. Tenía licencia para poseer armas de fuego.

Llopis Quiñones recibió múltiples heridas de bala y el automóvil se estrelló contra una verja.

El pasajero que murió en el acto fue identificado como Jorge Luis Serrano Acosta, de 47 años, quien era cuñado del conductor. Serrano Acosta tenía una cita en el programa de metadona en Caguas y su cuñado le dio transportación.

La escena se ubica en el kilómetro 19 de la PR-1, en dirección de Río Piedras a Caguas, en el sector conocido como El 20.

Entre el 1 de enero al 14 de octubre se han registrado 468 muertes violentas, un aumento de 55 comparado con el pasado año. Durante octubre han ocurrido 23 asesinatos.