Ambulancia

>Josian E. Bruno Gómez/EL VOCERO

OROCOVIS – Las autoridades investigan un insólito caso en el que un niño de un año y cuatro meses de nacido abrió la puerta delantera del pasajero de la guagua que manejaba su madre, una mujer de 30 años, y cayó al pavimento, sufriendo lesiones en la cabeza.

La madre le narró a los investigadores que su pequeño hijo abrió la puerta de la guagua Nissan Pathfinder modelo de 2001 que conducía y cayó mientras la guagua estaba en movimiento mientras transitaba a las 4:30 de la tarde de ayer por la carretera PR-569, en el sector Sabana, frente a la entrada de las parcelas Botijas 2. Presuntamente el menor no iba en su asiento protector.

El niño fue llevado por su madre al hospital SIM y diagnosticado con trauma en la cabeza y laceraciones. Fue trasladado al Hospital Pediátrico en Río Piedras. Aparentemente los golpes no fueron de gravedad.

El caso comenzó a ser investigado por el agente Juan C. Román Ferrer, de Patrullas de Carreteras en Aibonito, quien consultó con la Fiscalía.

Los protocolos de casos de menores fueron activados con el Departamento de la Familia y el Cuerpo de Investigaciones Criminales (CIC) de Aibonito.