Supremo

El Tribunal Supremo de Puerto Rico.

La Rama Judicial extendió el uso del sistema de videoconferencia para atender las vistas de los casos civiles y de relaciones de familia pendientes a nivel superior, ante la emergencia por el coronavirus (Covid-19).

“Con el fin de proteger a la ciudadanía y al personal de la Rama Judicial, mientras se asegura la continuidad de la administración de justicia, autoricé extender del uso del sistema de videoconferencias para atender casos civiles y de relaciones de familia”, expresó la Jueza Presidenta, Maite Oronoz.

Las guías que establecen el proceso mediante el cual se podrán atender vistas de los casos a través de esta herramienta permiten a los jueces revisar los calendarios de las vistas señaladas a partir del 16 de marzo, para identificar los asuntos que se puedan atender de forma remota.

Estos, a su vez, podrán dictar órdenes para que los abogados o las partes por derecho propio cuyas circunstancias se lo permitan, comparezcan a vistas por videoconferencia.

Se podrán atender remotamente, vistas argumentativas, vistas transaccionales, resolución de controversias de descubrimiento de prueba, conferencias con antelación a juicio, discusión del informe de manejo del caso, audiencias en casos ex parte, resolución de algunas controversias sobre custodia y alimentos, entre otras.

El uso de la videoconferencia también contribuye a reducir los costos que conllevan para las partes las vistas presenciales y, a su vez, evita el desplazamiento en momentos en que se le exige a la población evitar el contacto físico y la aglomeración en lugares para evitar contagios.