Manatí

El Departamento de Recursos Naturales y Ambientales (DRNA) hizo hoy un llamado a la ciudadanía para proteger la vida marina, luego de que en el día de ayer una manatí en estado de gestación fuese encontrada sin vida en el área de Caballo Blanco en La Parguera, en Lajas.

La necropsia realizada por el DRNA reveló que el impacto causado por una embarcación le provocó daños en una costilla y un pulmón.

“A nosotros nos informa el señor Milton Carlo, del Departamento de Ciencias Marinas de la Universidad de Puerto Rico en Mayagüez (RUM). Ellos estaban en un viaje de campo en la zona de La Parguera y avistaron el animal muerto. Este tipo de caso, de una hembra en estado de gestación era súper raro. En los últimos meses este es el segundo caso", explicó la bióloga Grisel Rodríguez, del Laboratorio Pesquero del DRNA, en entrevista con EL VOCERO.

De acuerdo con la doctora Rodríguez, cuatro manatíes han muerto en lo que va de año, tres de estos por impacto de embarcaciones.

“Estamos teniendo mucha presencia de embarcaciones todo el tiempo. Antes, en el pasado, las personas iban a la playa en el verano y bien pocas personas iban en el resto del año. Ahora tenemos aglomeraciones de mucha embarcación y cuando me refiero a embarcación es a todo tipo, desde jet ski hasta yates, en los mismos lugares que son hábitat de estas especies. Por esto, el aumento de muerte de estos animales por impacto de embarcación”, agregó la experta.

Según información de la agencia, los manatíes no nadan con rapidez debido a su peso y tamaño, lo que los hace vulnerables ante la dificultad de esquivar de manera rápida una embarcación a gran velocidad.

“No es que en el DRNA no fomentemos que las personas disfruten del recurso, lo importante es la prudencia. Nosotros, junto con el Comisionado de Navegación, colaboramos en las charlas que se les dan a las personas que van a sacar las licencias de navegación y lo primero que le enseñamos es a cómo poder detectar a un manatí”, apuntó Rodríguez.

Asimismo, indicó que el último censo, realizado en 2014, estimó la población de manatíes en Puerto Rico en unos 300.

Mientras, abundó que, aunque pueden ser avistados alrededor de toda la Isla, predominan en las zonas de Mayagüez, Cabo Rojo, Lajas, Guánica, Guayanilla, Guayama, Fajardo y Ceiba.

“El manatí está en todo Puerto Rico. Nosotros tenemos avistamientos en el norte, son raros porque hay oleaje, pero a veces están allí. También tenemos avistamientos en Vieques y Culebra. La población donde son más comunes es donde haya manglar y en zonas cerca de estuarios”, añadió.

Ante esto, la bióloga hizo varias recomendaciones para evitar este tipo de accidentes.

“Lo importante es que, si estamos en zonas como La Parguera, en zonas donde hay yerbas marinas, manglares, que son zonas llanas, respetemos la velocidad, cinco millas por hora”, detalló.

Además, recomendó que otras personas que viajen en la embarcación estén pendientes en la proa de la embarcación y puedan avisar sobre la presencia de estos animales.

“Tenemos que evitar el contacto con estos animales. No deben tocarlos, acorralarlos o asustarlos porque además de que es una conducta que puede conllevar multa, estamos afectando a la especie. En Puerto Rico hay muchos casos de hostigamiento contra estos animales”, mencionó.

Por último, en caso de ver alguna especie en problemas, puede comunicarse al 787-230-5550 o a través de la aplicación Dolphin & Whale 911.

Tags