Presos 4 de julio

Durante las festividades del 4 de julio, un grupo de presos del estado de la Florida, dieron refugio a perros para así calmarlos cuando comenzaran los fuegos artificiales.

El alguacil, Wayne Ivey explicó que los reclusos estuvieron consolando a los perros mientras leían, jugaban con ellos y a algunos le daban alimentos.

El programa creado en el estado de la Florida, no solo ayudará a los perros sino que también ayudará a construir e inculcar un sentido de propósito y compasión entre los reclusos. “Esto los ayudará en su transición a la sociedad una vez hayan cumplido la sentencia”, agregó el alguacil.

Los presos fueron transportados al Centro de Cuidado de Animales de la Oficina del Sheriff del Condado de Brevard.