Puerto Rico

Puerto Rico no es una excepción a la tendencia mundial sobre información económica, que habla sobre incendiarias predicciones por la salud financiera global. La diferencia que existe entre dicha percepción, principalmente mediática, y la realidad, hace que muchos inversionistas creamos en las oportunidades y el renacimiento de la economía de la Isla.

El modelo económico de Puerto Rico se está reinventando, y muchos estamos impulsando esta transformación a través de múltiples inversiones realizadas en el turismo tradicional y náutico, así como en otros sectores del mercado.

Varios inversionistas han expandido sus negocios en Puerto Rico, producto de que el gobierno y las agencias de desarrollo económico han hecho todo lo que está a su alcance para que el capital que aterrice en la Isla se sienta bienvenido. Esto, combinado con que nunca ha habido mejor momento de adquirir “trophy assets” en un estado con bandera americana.

Históricamente los ciclos económicos se repiten y a veces lo que se transmite en los medios sobre economía no es apegado a la realidad. Recuerdo cuando invertí en Miami en 2009, muchos medios proyectaban unos 50 años para que EE.UU. se recuperara de su reciente crisis financiera. Todos conocemos lo ocurrido después y todos quisieran volver atrás y comprar esos “landmark assets”. También ocurrió en el Nueva York de los 1970 y en otras ocasiones históricas.

Últimamente, la implementación de reformas generacionales y una nueva política fiscal (Act 20/22) ha generado inmenso interés en Puerto Rico en todo el continente americano, atrayendo a nuevos residentes, numerosos empresarios y compañías de servicios, generando un moméntum económico y que abre una gama de posibilidades para el futuro de la Isla. Sobre todo en un país con menos de 3.5 millones de habitantes, donde unas cuantas docenas de nuevos emprendimientos internacionales pueden tener un efecto relevante.

No obstante, y a pesar de que las reformas y leyes de incentivo fiscal son importantes para sustentar la inversión, el principal y más importante activo de la Isla es indudablemente el capital humano. El huracán María mostró a un pueblo puertorriqueño capaz de hacer sacrificios y con una importante capacidad de plantarse ante el mundo y triunfar. La infinidad de artistas boricuas exitosos en el mundo del espectáculo es un reflejo de esto.

Sin embargo, no hay suficiente tribuna para los profesionales puertorriqueños que han prosperado en sectores como la industria aeroespacial, la arquitectura o las farmacéuticas, por nombrar algunos. Poco se habla de los ingenieros boricuas reconocidos por sus contribuciones en la NASA, o sobre la larga tradición de la industria farmacéutica con más de 100 años en la Isla. Existe una larga lista de famosos químicos, biólogos, arquitectos, botánicos, agrónomos y científicos isleños que están reconocidos entre los más influyentes de Estados Unidos.

Esto no es casualidad. Aquí existe una fuerte tradición en educación, que incluye universidades de primer orden como la UPR, la Universidad Politécnica y el Sagrado Corazón. Gracias a su sistema educativo; Puerto Rico es literalmente una fábrica de ingenieros, con 22 mil profesionales en disciplinas STEM (Science Technology, Engineering and Math) sin nada que envidiarles a los formados en universidades “top” de EE.UU.

Por esta tradición, Puerto Rico atrajo grandes centros de investigaciones y manufactura, compañías farmacéuticas multinacionales como Abbot, Merck & Co, Pfizer entre otras; el radiotelescopio de Arecibo con la antena convergente más grande del mundo operada por Honeywell, empresa que tiene muchos productos relacionados con la defensa. En el sector tecnológico, Hewlett Packard instaló un centro de investigación en Aguadilla y Microsoft mantiene operaciones de manufactura en Humacao.

Puerto Rico tiene una paradoja que debe resolver, ya que el mayor patrimonio del País es también su mayor producto de exportación. Por ejemplo, en los últimos años la industria farmacéutica ha estado visitando la Isla más para contratar boricuas para llevarlos al continente, que para invertir en Puerto Rico.

Los profesionales puertorriqueños obtienen mayor éxito en los EE.UU. que en su país. Reconocerlos y que regresen a Puerto Rico cargados de experiencias, a tiempo parcial o completo, inspiraría a las generaciones futuras para construir sobre los cimientos de su fuerte tradición intelectual.

El País tiene gran infraestructura, vías de primer orden, 11 puertos, 11 aeropuertos —cuatro internacionales— y una ubicación geográfica privilegiada.

Todo este panorama demuestra que Puerto Rico tiene la capacidad de producir, exportar y ser un “hub” para el Caribe y América Latina.

Con tal talento humano, buena infraestructura y agencias que soportan el sistema, el verdadero reto de Puerto Rico para las próximas décadas es retener el talento local, único por su creatividad y compromiso, para capitalizarlo de una vez por todas.

(6) Comentarios

Gustavo Quiles

El reportaje trae muy buenos puntos, incluso algunos de los comentarios de los coristas también... La realidad es que si PR es u país o no no es tan relevante como el hecho de que si hay un gran por ciento de vagos y cuponeros al igual que también hay un gran grupo de profesionales que por falta de oportunidades tienen ir traer sus talentos a otros lugares...el “sueño americano” les da la oportunidad a muchos a desarrollarse....que tan alto podría uno llegar en PR con estudios trabajo duro y dedicación?...si no hay palas políticas o si no eres de familia adinerada lamentablemente acabas yéndote a otro lugar y dejas tu país o isla o como la quieran llamar dependiendo de tu nivel de fanatismo político..

Last Least

Los Boricuas no son tontos. Como los caballos y las vacas, nos gusta las gramas altas.

Elmo Home-Brown

Mientras puede ser cierto que lo mejor de pr es el capital humano, es solo de un % menor de la poblacion. Lo peor son dos cosas: 1) el % mayoritario de vagos y cuponeros peoducto de la cultura del “sapo de letrina”, que despues de que no pasen trabajo, nada les importa y solo viven para pedir, y si los dan entonces robarle Al que se ganó sus cosas trabajando. 2) los malditos desgobierno de turno que exprimen al que se esfuerza para darle al que no hace nada y robarse lo que quede, y encima de eso no ofrece ni siquiera servicios basicos de salud, ni infraestructura, ni proteccion alguna al ciudadano que vive rehen de la delincuencia. Por eso es wue nos vamos, y le dejamos esta pocilga a los politicos buscones, a los cacos y a los cuponeros, y que se coman por los rabos......

Pedro Sucre

IMBECIL, PUERTO RICO NO ES UN PAÍS. ES UNA PROPIEDAD DE LOS EUA EN EL CARIBE.

Pedro Sucre

“Los profesionales obtienen mayor éxito en los EE. UU. que en su país” YA CON ESA IMBECILIDAD EXPRESADA TODO EL RESTO DEL ESCRITO ES PURA BASOFIA. PUERTO RICO NO ES UN PAÍS, PUERTO RICO ES MERA PROPIEDAD DE LOS ESTADOS UNIDOS Y SI USTED INSISTE EN QUE PUERTO RICO ES UN PAIS USTED ES UN IMBECIL DE CAPIROTE.

William Colon

Y si tu sigues insistiendo que eres americano puro, eres un puro imbecil y necio.

Welcome to the discussion.

Keep it Clean. Please avoid obscene, vulgar, lewd, racist or sexually-oriented language.
PLEASE TURN OFF YOUR CAPS LOCK.
Don't Threaten. Threats of harming another person will not be tolerated.
Be Truthful. Don't knowingly lie about anyone or anything.
Be Nice. No racism, sexism or any sort of -ism that is degrading to another person.
Be Proactive. Use the 'Report' link on each comment to let us know of abusive posts.
Share with Us. We'd love to hear eyewitness accounts, the history behind an article.