El ron, la caña y el aroma a carbón son protagonistas en La Central, el más reciente proyecto culinario capitaneado por el chef Mario Pagán, quien eleva a nivel de restaurante casual-chic, la cocina a la brasa, herencia gastronómica de nuestros indios taínos.